Partes de la máquina

Todas las maquinas de coser, para su funcionamiento, necesitan una serie de mecanismos que , coordinados entre sí, efectúan las costuras.

Dentro del conjunto de la máquina, se pueden diferenciar tres grupos de elementos distintos por sus características y funciones:

Elementos Sustentores

Son los que sostienen la máquina a la altura conveniente y demás accesorios complementarios, como la bancada o pie que sostiene la mesa y el pedal.

La mesa sostiene en su parte inferior el motor, el interruptor y el cajón de accesorios y en la parte superior sostiene el portaconos, la cbeza de la máquina y el devanador de canillas.

Elementos Transmisores

Son los que transmiten el movimiento del motor a los órganos encargados de realizar el cosido, tales como: la correa, las poleas y los árboles transmisores.

La correa transmite el movimiento del motor a la polea de la cabeza. Esta correa es de goma y de forma trapezoidal, continua. Existen en el mercado diversidad de medidas.

La polea, a su vez, transmite el movimiento al eje superior y al árbol inferior por medio de una cadena o correa dentada inferior. Hay máquinas en las que el movimiento del motor es transmitido directamente al árbol inferior, con este sistema se reducen las vibraciones de la máquina y los ruidos.

Elementos Operadores

Son los que intervienen directamente en la formación de la puntada:

La barra de agujas: Recibe el movimiento del eje superior por medio de un mecanismo excéntrico situado en la parte frontal de la máquina.

Los dientes: Es el mecanismo de transporte que recibe el movimiento del árbol inferior.

La aguja : Que está alojada en la barra de agujas.

El prensatelas: Con mando de subida y bajada.

La Placa de agujas: Que cubre los dientes.

La Lanzadera, Garfio o Áncora: Situada en el extremo del árbol inferior, y formando parte de la lanzadera o garfio, la caja de bobinas donde se aloja la canilla.

Lanzaderas

Su nombre proviene de la industria textil. Es un receptáculo de madera en forma de barquichuela que contiene un a canilla sobre la que se arrolla el hilo de la trama, pasando a través de los hilos de la urdimbre y formando la tela. Antiguamente el tejedor movía la lanzadera a mano, hoy se mueve automáticamente por procedimientos mecánicos.

Su aplicación a la máquina de coser data de 1845, siendo su evolución como sigue:

Lanzadera recta

Llamada también de barquito, fue aplicada a la primera máquina de coser. Este sistema de lanzadera, por cada ciclo de trabajo, debe hacer dos veces su trayectoria, aproximadamente de 65 cm, contactado con una velocidad de 600 puntadas por minuto.

Lanzadera vibrante

Son similares a las rectas. El movimiento de vaivén que le aplica la máquina hace que su cambio de trayectoria sea más suave, aumentando la velocidad a 800 puntadas por minuto.

Lanzadera oscilante de anillo

La forma de su puntada hace que la aguja pueda salir en su totalidad del género cosido para que se realice el tirón del recubrimiento. Se utiliza en máquinas de brazo libre para calzado grueso.

Lanzadera de barrel

Se ha utilizado mucho en la industria de guarnicionería y cosidos de género e hilos gruesos. Presenta la ventaja de su gran capacidad de canilla.

Lanzadera de máquinas giratoria

Este tipo de lanzadera es utilizado en la máquina giratoria denominada vulgarmente de zapatero remendón.

Dadas las caractrísticas de esta máquina, es una lanzadera oscilante de reducido tamaño por su acoplamiento a un brazo muy estrecho.

Lanzaderas de bobina central

Es la más conocida dentro del tipo de lanzadera oscilante. Su principal aplicación ha sido en las máquinas domésticas.

Garfios

El sistema de garfio rotativo supuso un gran adelanto sobre los sistemas utilizados hasta entonces. El garfio, debido a su movimiento continuo rotativo, anula por completo los golpes y vibraciones características de las máquinas hasta entonces en uso.

La utilización del garfio rotativo es propia de las máquinas de doble pespunte recto, tato industrial como domésticas en sus diferentes opciones.

Dentro del garfio se aloja la caja de bobinas, quien a su vez, aloja la canilla. Cada modelo del garfio precisa su modelo de canilla, la cual, dependiendo del diseño del conjunto, tendrá una capacidad de llenado de hilo más o menos alta.

Áncoras

Son los elementos encargados de realizar la puntada de cadeneta y se presenta en varios tipos de máquina de coser con diferentes funciones, como es la de sobrehilar, recubrir, etc...

Estructuralmente no son más que una especie de ganchos metálicos que presentan unos orificios para la conducción del hilo.

El movimiento del áncora sincronizado con el de la aguja de la máquina y, a veces, con otras áncoras, generan distintos tipos de cadeneta, imitando el movimiento realizado manualmente con las agujas de hacer punto.

Entre los distintos tipos de áncoras podemos destacar:

  • Áncora rotativa

  • Áncora ciega

  • Áncora oscilante

  • Áncora para dos hilos

Partes de la aguja

Conocer bien que aguja usa cada máquina es muy importante, ya que si ponemos una aguja aunque nos parezca igual a la que usamos normalmente y no es la que lleva la máquina nos puede dar serios problemas a la hora de coser.

No se ha podido encontrar la URL de especificaciones de gadget.


Comments